Si usted es una persona con dificultades visuales, navegue el sitio desde aquí

Pechito López: de pensar en no correr al 6º lugar en el estreno de la Fórmula E

SEGUIR
LA NACION
Sábado 13 de enero de 2018 • 23:25
El cordobés se había quedado sin butaca, pero se abrió una chance y entró al campeonato; buen resultado en Marruecos
El cordobés se había quedado sin butaca, pero se abrió una chance y entró al campeonato; buen resultado en Marruecos.
0

El sexto puesto de José María López en la prueba de Marrakesh de Fórmula E, la tercera carrera de un campeonato en el que no tenía pensado competir, cierra una fábula deportiva y abre, al mismo tiempo una perspectiva. Inesperadamente, el cordobés cayó en una butaca que había quedado libre en uno de los equipos menos dotados de la categoría eléctrica; dentro de tres semanas estará participando en Santiago, Chile, la fecha que sustituye a la que dejó escapar Buenos Aires.

Todo comenzó cuando Porsche decidió abandonar el Mundial de Endurance (WEC) en el que López corre para Toyota. Después de ganar las 24 Horas de Le Mans y el título, los alemanes apuntaron a la Fórmula E, pensando en 2019 como año de desembarco; para ganar tiempo, buscaron para dos de sus pilotos, el germano André Lotterer y el suizo Neel Jani, lugares en la F. E. Todo mientras López se quedaba sin asiento, a partir de un entredicho entre Alex Tai, el manager de la escudería DS Virgin para la que competía, y la firma DS (subsidiaria de Citroën), que apoyaba al cordobés.

Porsche ubicó a Lotterer en el equipo Techeetah, propiedad del francés expiloto de Fórmula 1 Jean-Eric Vergne, en la butaca que codiciaba López. Vergne no simpatiza con el argentino desde que éste casi lo reemplazó en la carrera de Buenos Aires de 2016. Jani fue cedido a la escuadra estadounidense Dragon, propiedad de Jay Penske, el hijo del Capitán Roger Penske (expiloto de F. 1 y el director de equipos de carrera más exitoso de Estados Unidos), y titular de Penske Media Corporation, un conglomerado de medios propiedad de, entre otras, la revista Rolling Stone. Uno de los socios de Penske es Chad Hurley, uno de los creadores de Youtube.

Para adquirir experiencia, Porsche cedió a Dragon a dos de sus ingenieros del equipo campeón del WEC. Pero, de repente, Penske impidió la movida en la primera fecha del torneo, en Hong-Kong, durante noviembre pasado. La actuación de Dragon allí fue muy pobre: sus pilotos no sumaron puntos en ninguna de las dos carreras, Jani se quejó del rendimiento del auto y, cuando quedó claro que no habría posibilidad de que Porsche tuviera acceso al know-how de la escudería ni de que pudiera aplicar sus métodos a la campaña de Jani, el suizo rescindió su acuerdo.

El piloto disponible más experimentado era el argentino, que no corría en Fórmula E desde julio, en Montreal. “Habíamos conversado con Jay [Penske] antes de que cerraran el trato con Jani”, reveló López en Marrakesh. Con un día de práctica en un simulador de Mónaco (propiedad de Venturi, la firma que proporciona la planta motriz a Dragon), subió al Penske EV-2 el viernes y sorprendió con su clasificación: entró al grupo de los cinco mejores, con las tres grandes estrellas de la categoría, que siguen siendo el campeón de 2016, Sébastien Buemi; el campeón de 2017, Lucas Di Grassi, y el excompañero de López en DS Virgin Sam Bird, y la figura en ciernes, el sueco Felix Rosenqvist.

El cordobés largó cuarto y cayó al octavo lugar antes de terminar sexto, y apuntó las mejoras que el equipo precisa para tener mejores resultados. “Tuve ritmo como para pelear, pero perdimos tiempo en el cambio de auto porque se trabó un cinturón, no tenía radio como para saber cuánta energía me quedaba y después me marcaron mal”, se lamentó ante la televisión. “Pero si me decían antes de venir que iba a tener este resultado, firmaba”, añadió. Tendrá mucho trabajo López en la Fórmula E del 2018 para llevar a su equipo al podio; si lo logra, será muy gratificante para su orgullo.ß

Te puede interesar

Enviá tu comentario

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Las más leídas